Trucos para aumentar el valor de un contenido web

Trucos para aumentar el valor de un contenido web

En Internet podemos encontrar toda una serie de artículos que nos indican como podemos aumentar el valor de nuestros contenidos webs con el objetivo de que sean más relevantes de cara a Google. El problema es que en la gran mayoría de los casos los conceptos se repetirán y no nos dirán nada que sea realmente importante. La idea de enriquecer el contenido web nos puede ayudar a impulsar las visitas que entran en nuestra página. Tenemos que tener en cuenta que para Google el “contenido es el rey”; si conseguimos escribir sobre las últimas tendencias y/o sobre contenido que realmente interese, conseguiremos estupendas ganancias. A continuación, te vamos a dar algunos trucos para que sepas como mejorar el contenido web.

Consejos para mejorar la redacción de contenidos en tu página

Atención a las faltas ortográficas: De nada nos sirve que creemos un contenido muy bueno si cometemos faltas ortográficas. Las páginas que tienen muchos fallos también tienen asociados los peores resultados. Sin embargo, en los CMS donde solemos crear los artículos encontramos algunas herramientas autocorrectoras que nos pueden venir estupendamente para eliminarlos. Piensa que esto no solamente se va a ver mal de cara a al usuario, Google también lo puede llegar a detectar como contenido no adecuado. Estilos: Negrita, subrayado y cursiva son los tres estilos por excelencia con los que debemos formatear un texto. Ayudan a destacar, sobre todo, las palabras clave aunque también puede ayudarnos a dar importancia a ciertas expresiones o términos que requieran de un tratamiento especial. Es conveniente utilizarlos de forma continua pero sin abusar: un texto demasiado formateado puede llevar a la sobreoptimización; práctica que también está muy castigada por parte de los buscadores. Nosotros te recomendamos que los uses únicamente lo justo. Encabezados H1, H2, H3…: Es muy importante ser capaces de dividir el texto según la importancia; para ello se utilizan diferentes apartados. Estos encabezados ayudan a los buscadores a priorizar contenido. El H1 hace referencia al propio título del artículo, el H2 normalmente es un subtítulo, el h3 un encabezado… y así disminuimos el número mientras se va perdiendo importancia. La idea es conseguir crear una estructura que ayude a la lectura y comprensión del artículo. Aprovecha estos encabezados para intentar colar en ellos alguna keyword y así posicionarla de cara al buscador Google. Contenido multimedia: No se nos puede olvidar que cualquier tipo de contenido multimedia tendrá el papel de enriquecer el texto. Por ejemplo, podemos añadir un vídeo o una foto para conseguir tener mejores resultados. Dará la impresión de que el texto no es demasiado plano facilitando al máximo su lectura. También se suelen utilizar, aunque no son demasiado habituales, las infografías; se trata de un recurso capaz de poder resumir la información para que pueda llegar a ser mucho más sencilla de entender. Sigue estos consejos y dotarás a tus textos de la calidad necesaria como para poder ser entendidos e interpretados con facilidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *